Justicia

Brasil: Lula da Silva pide que no se condenen inocentes "por decisiones políticas"

Lula reiteró su deseo de competir por la Presidencia porque la “la solución de este país es incluir a los pobres"

Dentro y fuera del teatro, centenas de artistas se reunieron el martes (16) por la noche / Flora Castro

El ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva pidió que “no se tomen decisiones políticas para condenar a un inocente”.  Estas declaraciones tuvieron lugar durante un acto político en el que estuvo acompañado por intelectuales y artistas en Río de Janeiro, el martes (16), en vísperas de un juicio en su contra por corrupción que podría anular su candidatura a presidente.

Lula reiteró que las acusaciones son “falsas” y atribuyó de nuevo el proceso legal a un intento de evitar su vuelta a la actividad política y su candidatura a las elecciones presidenciales del próximo octubre, destaca W Radio.

“Entendieron que en el campo de la política era muy difícil derrotarme”, dijo, y lo intentaron con “un crimen que nunca existió” que “era la única forma posible de intentar evitar que Lula volviera”.

Tal como hemos informado en El Ciudadano, el ex presidente afronta, el próximo día 24, un juicio por corrupción que podría inhabilitarle e impedir una hipotética nueva candidatura presidencial.

Un tribunal de segunda instancia tendrá que decidir si ratifica o no la condena a nueve años y medio de prisión que recibió por corrupción pasiva y lavado de dinero en un caso relacionado con la trama destapada en la petrolera estatal Petrobras.

Lula, que gobernó Brasil entre 2003 y 2010, reiteró su deseo de volver a competir por la Presidencia porque la “la solución de este país es otra vez incluir a los pobres”.

“Debe ser que eso les incomoda”, añadió, y “quiero incomodar”. “Estoy volviendo” y “sigo siendo el Lula de paz y amor, pero tienen que saber que mi voluntad de pelear es la misma que la de ser candidato”, agregó.

Lula, de 72 años y con siete causas abiertas en la Justicia, la mayoría relacionadas con el caso Petrobras, lidera las encuestas de intención de voto para las presidenciales de octubre y es, por ahora, el único aspirante con posibilidades con el que cuenta el PT.

Una encuesta elaborada por la firma Datafolha otorgó el mes pasado a Lula el 34% de las preferencias en la primera vuelta y una victoria aplastante, con alrededor del 50% de los sufragios, en la segunda vuelta contra cualquiera de los posibles adversarios.

Edición: El Ciudadano