PROYECTO POPULAR

La Asamblea de la Consulta Popular está marcada por la unidad de la izquierda

La 5ª Asamblea Nacional se inició con la presencia de invitados de otras organizaciones brasileñas e internacionales

Brasil de Fato | Fortaleza (CE)

,
Encuentro reúne 800 militantes de todo el países y homenajea a la ex guerrillera y militante de la ALN, Zilda Xavier / Fotos: PH Reinaux e Vinícius Sobreira | Brasil de Fato Pernambuco

Se inició el lunes (13) la 5ª Asamblea Nacional de la Consulta Popular, que reúne a 800 militantes e invitados de todo el país en Fortaleza (CE). La Asamblea homenajea a la ex guerrillera y militante de la Acción Libertadora Nacional (ALN), Zilda Xavier. Durante la mañana hubo una recepción cultural para las delegaciones e invitados, exaltando los 20 años de historia de la Consulta Popular. En el turno de la tarde, una mesa de apertura debatió la coyuntura política y económica internacional. La noche fue marcada por un acto político con la presencia de organizaciones y políticos de la izquierda brasileña.

La mesa del turno de la tarde tuvo como tema “La crisis del capitalismo, la ofensiva del imperio y los desafíos del internacionalismo popular”. El debate fue facilitado por Paola Estrada, de la dirección nacional de la Consulta Popular; Jaime Amorim, del Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) y de la Vía Campesina; y el argentino Manuel Bertoldi, representando a la Patria Grande y la Alianza Bolivariana para los pueblos de nuestra América (ALBA Movimientos).

Al hablar de la onda neoliberal que ha avanzado sobre América Latina, Estrada destacó que, además de las palabras, los movimientos necesitan vivir la lucha y la resistencia en esos países. “Por eso destacó un conjunto de acciones que nos diferencian de otros campos políticos a la izquierda. Una de esas acciones fundamentales son nuestras brigadas internacionalistas “, afirmó, recordando que el momento que vive Venezuela es la demanda de solidaridad y apoyo de las organizaciones de izquierda.

Manuel Bertoldi destacó lo que evalúa como quiebra del neoliberalismo y del neodesenvolvimentismo. “El neoliberalismo ya no puede dar cuenta de la especulación financiera, que es responsable de gran parte de los movimientos financieros. También no ha dado cuenta de las crisis políticas y sociales que afectan a los países y crean formas de neofascismo “, puntualizó el argentino. “Y en el período neodiversacional no hubo política de transformación estructural”, afirmó en referencia al período económico de los gobiernos Lula y Dilma. “La conciliación de clases no da cuenta de las transformaciones”, evalúa.

El dirigente del MST y miembro de la Vía Capesina Jaime Amorim destacó los movimientos internacionales de Estados Unidos y evaluó el papel de los bloques contrahegemónicos, como el que reúne a Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, el BRICS. “La disputa de la hegemonía se da también en la cultura. Y en ese punto el BRICS cumple un importante papel, con destaque para la postura de China. China se coloca en la disputa en África y Asia principalmente “, evalúa. Destaca que China ha avanzado mucho en los países periféricos a través de la tecnología, financiando e instalando parques industriales; de la infraestructura, construyendo carreteras y puertos; y también ha cumplido un papel de seguridad, evitando guerras “.

En la evaluación de Amorim, la caída del precio del barril de petróleo -de US $ 120 a menos de US $ 40- fue conducida por Estados Unidos con el objetivo de inviabilizar gobiernos locales que tienen el aceite como una de las principales actividades económicas, a ejemplo de Venezuela, Rusia y Brasil. “Ellos inviabilizaron gobiernos locales y articulaciones como el BRICS y el Mercosur”. Parte de esta estrategia de desmonte puede ser sentida en Brasil, especialmente con el fortalecimiento de la Operación Lava-Jato, alcanzó las principales actividades económicas del país. “Petrobras tuvo sus directivos presos y está siendo desmontada; la construcción civil brasileña, que estaba ganando licitaciones en África y hasta en EEUU, ahora están todos presos; la industria de la carne, que era una de las más grandes del mundo, tiene sus principales figuras presas y trasladó el capital a Estados Unidos.

Él llama la atención por el avance de las bases militares norteamericanas en territorio extranjero como parte de la dominación imperialista. “El Acuerdo de Paz de Colombia [entre el gobierno y la guerrilla de las FARC] hoy sólo interesa a los trabajadores y al pueblo colombiano. A Estados Unidos interesa el conflicto y la siembra de coca para justificar la implantación de bases militares en la Amazonia. De acuerdo con Amorim, lo mismo ocurre en el conflicto entre Estados Unidos y Corea del Norte, que ha servido para Estados Unidos para justificar la implantación de decenas de bases militares en Corea del Sur.

Unidad de la Izquierda y el Proyecto Popular

Por la noche un acto político en conmemoración a los 20 años de la Consulta Popular reunió decenas de dirigentes nacionales y locales de las organizaciones de la izquierda. Muchos destacaron el papel de la Consulta Popular y de las organizaciones del “campo popular” en la construcción de la unidad de la izquierda. “La Consulta Popular es una organización orientada a construir unidad”, destacó Olivia Carolino, integrante de la dirección nacional de la Consulta Popular.

El dirigente de la Central de Movimientos Populares (CMP), Raimundo Bonfim, evaluó que “la Consulta Popular ha cumplido un papel pedagógico en la construcción del Frente y de la unidad de la izquierda”. El diputado estadual Elmano de Freitas, del PT cearense, considera que “sin la Consulta Popular no tendríamos el Frente Brasil Popular y ni esa unidad de las fuerzas de izquierda que vemos hoy en Brasil”.

La presidenta de la Unión Nacional de Estudiantes (UNE), Mariana Dias, destacó que la unidad construida en el Frente Brasil Popular hoy se refleja en la placa victoriosa y que hoy gestiona la UNE. “En la UNE damos ejemplo de que es posible superar las divergencias y construir unidad dentro del campo democrático popular”. La profesora y presidenta de la Central Única de los Trabajadores de Minas Gerais (CUT-MG), Beatriz Cerqueira, recordó los episodios de la lucha de los educadores de minas que fueron pedagógicos para los sindicalistas. “Hace algunos años, cuando los profesores hicimos una gran huelga, el gobierno del PSDB nos mató y quien nos salvó fueron ustedes [movimientos sociales]. Y aprendemos que no podemos andar solos. Quien camina solo, está derrotado “, decretó.

La líder sindical también afirmó que la disputa electoral no puede ser el objetivo-fin de las organizaciones populares, sino sólo uno de los medios de hacer la disputa política. “Elección no es estrategia, es táctica. La estrategia es la construcción de un proyecto popular junto al pueblo “, afirmó, siendo ovacionada por la militancia presente. El diputado federal José Guimarães, del PT Ceará, afirmó que el principal desafío de la izquierda brasileña, hoy, es “construir un programa de país basado en la radicalización de la democracia, en la lucha por más derechos y teniendo un horizonte socialista”. El vicepresidente nacional del Partido Comunista de Brasil (PCdoB), Walter Sorrentino, destacó que el partido considera necesario “una amplia unidad para superar esa encrucijada histórica en que nuestro país se encuentra. Necesitamos un proyecto nacional de desarrollo “.

Constituyente

La pauta de la convocatoria de una Asamblea Nacional Constituyente como forma de repastación política y posibilidad de avances en la conquista de derechos por el pueblo, bandera destacada por la Consulta Popular desde 2013, también destacó algunos discursos. El senador Lindbergh Farias, del PT de Río de Janeiro, evaluó que una victoria electoral de Lula en 2018 no colocará a Brasil en un escenario similar al de 2003. Y que para conquistar avances reales, necesitamos aprender de la experiencia de Venezuela. “Si el Lula es elegido, necesita convocar a una Constituyente para disputar la hegemonía”.

Gleisi Hoffman, presidenta nacional del PT, dio inicio a su discurso recordando que este lunes fue el día en que, en la práctica, la Reforma Laboral del gobierno golpista entró en vigencia y recordó recientes declaraciones del presidente del Tribunal Superior del Trabajo (TST) ), Ives Gandra, de que la nueva legislación, que retira derechos de los trabajadores, era un avance. “Eso dice mucho sobre la cabeza de la clase dominante de Brasil, que es una cabeza esclavócrata. Por eso necesitamos radicalizar la democracia directa. El pueblo tiene que gobernar junto, con la misma importancia del Congreso. Y por eso una Constituyente tal vez sea necesaria para revertir ese cuadro.”

Pluralidad

En el acto político estuvieron presentes Eliane Martins del Movimiento de los Trabajadores por los Derechos (MTD), Josivaldo de Oliveira de los Movimientos de los Afectados por Represas (MAB), Bruno Pilon del Movimiento de los Pequeños Agricultores (MPA), Nataly Santiago, del Levante Popular de la Juventud, Gegê de la Central de los Movimientos Populares (CMP), Ana Paula Sá de la Red de Médicos y Médicas Populares, Pedro Neto del Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST), Dennis Gonçalves del Movimiento Campesino Popular (MCP), Noeli Taborda del Movimiento de las Mujeres Campesinas (MMC), Thiago Duarte – Frente de Juristas por la Democracia, Beni Eduardo del Movimiento por la Soberanía Popular en la Minería (MAM), Rachel Marques (PT), diputada estadual, Will Pereira, presidente de la Central Única de los Trabajadores Ceará (CUT), Carlos Veras, presidente de la CUT-PE, Luiziane Lins (PT), diputada federal y el gobernador Camilo Santana (PT) y gran parte de su secretaría.

Edición: Monyse Ravena | Traducción: Resumen Latinoamericano