PROTESTA

Brasil | Mujeres ocupan la sede de Nestlé contra la privatización de las aguas

La entrega de las aguas a las corporaciones internacionales es conducida a pasos agigantados por el gobierno de Temer

Leia esta notícia em português | Brasil de Fato, en la ciudad de São Paulo

,
En enero, Michel Temer y el presidente de Nestlé, Paul Bulcke, se reunieron para discutir la explotación del Acuífero Guaraní / MST

La sede de Nestlé en São Lourenço, sur de Minas Gerais, fue ocupada por 600 mujeres sin tierra a las 6 de la mañana de este martes (20). Las mujeres, que siguen en la Jornada Nacional de Luchas, denuncian la entrega de las aguas a las corporaciones internacionales, conducida a pasos agigantados por el gobierno golpista de Michel Temer. Ellas alertan a las negociaciones que ocurren en este momento en el Foro Internacional de las Aguas, en Brasilia.

“Imagina que estás obligada a comprar en botellas todo el agua para matar la sed durante el día. Nadie aguantaría eso. “Es lo que quieren las empresas reunidas en ese momento en ese Foro”, señala Maria Gomes de Oliveira, de la dirección del MST. “Es mucha petulancia hacer un foro internacional para comercializar nuestras reservas de agua. “Ellos no están allí para debatir la gestión de nada, están haciendo una subasta para vender el país a precio de plátano”, completa la dirigente.

En enero de este año, Michel Temer y el presidente de Nestlé, Paul Bulcke, se reunieron para discutir la explotación del Acuífero Guaraní. La reserva cubre cuatro países. Después de las victorias de los conservadores en Argentina y golpes de Estado en Paraguay y Brasil, solamente Uruguay podría poner trabas a la privatización. “Cuanto más el golpe se profundiza, queda más clara la influencia de grandes grupos económicos sobre la política y su interés en explotar nuestras riquezas naturales”, explica Oliveira.

Extracción criminal

La empresa, que controla el 10,5% del mercado mundial de agua, está instalada en la ciudad desde 1994, cuando compró las fuentes y el Parque de las Aguas de São Lourenço. Desde 1997 la población local denuncia la explotación de las aguas minerales que, antes de ser privatizadas, eran ampliamente utilizadas para tratamientos medicinales. Además de la reducción del caudal, se nota el cambio en el sabor del agua, o sea, la explotación está haciendo que pierda sus sales minerales.

El proceso de envasado lleva al mercado dos marcas, São Lourenço y Pure Life. Esta última fue comercializada sin licencia estatal desde 1999 hasta 2004, cuando el gobierno Aécio Neves (PSDB), regaló la empresa con la autorización. Sin embargo, una acción civil pública contra Nestlé constató que además de abrir ilegalmente el Pozo Primavera y generar la sequía de la fuente de magnesio, el agua producida también era ilegal. Nestlé hacía la retirada de todo el mineral del líquido a través de un proceso químico, para luego añadir sales minerales de su propia patente.

“Nestlé se estableció aquí hace décadas y por décadas hace la explotación predatoria e incluso irregular. El agua es un bien común de la humanidad, defenderla es una cuestión de soberanía “, explica María. A pesar de que el presidente de Nestlé afirma que no hay super explotación, dos de las fuentes del parque ya se han secado. Según los datos oficiales de ellos, se sacan 19 millones de litros de agua al año. Como no hay una legislación específica sobre el mercado, queda a la Unión, al municipio y al Estado una compensación financiera. En 2016, eso significó para São Lourenço, trágicos 563 mil reales.

El sur de Minas Gerais es conocido por la gran producción de café. Nestlé controla el 22% de las marcas de café en el mundo, gran parte retirada de la región. La plantación convencional, dotada de altos niveles de agrotóxicos, emplea a miles de trabajadores irregulares anualmente. Faltan fiscales del trabajo para controlar los abusos que ocurren en las haciendas cafetaleras. En 2015, dos adolescentes, uno de 14 y otro de 15 años, fueron rescatados de haciendas de Nestlé.

¡Marielle vive!

Las mujeres sin tierra reclaman aún la memoria de Marielle, exigiendo justicia y castigo a los responsables. “No tenemos dudas de que este Estado antidemocrático es enteramente responsable de la ejecución de nuestra compañera. ¡Marielle vivirá siempre en nuestra lucha! “, Afirma María.

Las mujeres sin tierra prometen continuar las luchas durante el año. En ese sentido, Maria Gomes de Oliveira es taxativa. “Mientras la burguesía siga imponiendo este rompimiento democrático, condenando a la población brasileña a la pérdida de derechos, vamos a seguir ocupando tierras, empresas y propiedades para denunciar a todos los articuladores del golpe. El pueblo necesita saber quiénes son los responsables de la miseria, su explotación y la destrucción del medio ambiente".

Brasil de Fato entró en contacto con Nestlé para escuchar el posicionamiento de la empresa sobre las denuncias, sin embargo, la multinacional no respondió.

Interviene la policía

Después de realizar la manifestación en la sede de Nestlé, en São Lourenço-MG, para denunciar el proceso de privatización de las aguas promovido por el gobierno golpista de Michel Temer, la policía agarró a los autobuses en una calle, rodeándolos con un vehículo.

Los policías incautaron las llaves de nueve vehículos y mantienen a más de 400 mujeres atrapadas en los autobuses.

También están impidiendo hacer fotos y filmar, amenazando con aprehender los celulares.

Edición: Juca Guimarães | Traducción: Resumen Latinoamericano