CRISIS

Caravana que denuncia la vuelta del hambre parte de la ciudad donde Lula nació

Municipio del agreste pernambucano es el primer punto del trayecto que inicia este viernes (27)

Leia em português | Read in English | Brasil de Fato, en Caetés (PE),

,
Caravana irá de Caetés a Curitiba, y entonces a Brasilia, para denunciar el empobrecimiento de la población brasileña después del golpe / Divulgación

En la pequeña ciudad de Caetés, en el agreste* del estado de Pernambuco, a 250 kilómetros de la capital Recife, tendrá inicio la Caravana Semiárido Contra el Hambre, que tiene como objetivo denunciar el retorno del hambre a Brasil.

El acto inaugural está marcado para las 15h de este viernes (27) en la plaza principal de la ciudad, y la expectativa de los organizadores es reunir más de 3.000 personas venidas de diversas regiones del Nordeste. Desde Caetés, tres autobuses seguirán cruzando el país hasta llegar a Brasilia el próximo día 5.

La población de Caetés llega a 27 mil habitantes, de los cuales más de 70% viven en la zona rural, de acuerdo con datos del Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE). Sus habitantes ya comenzaron a percibir en su cotidianidad la vuelta del fantasma del hambre, especialmente después de los recortes en las inversiones de políticas públicas, como los programas Bolsa Familia, Programa de Adquisición de Alimentos (PAA) y Programa 1 Millón de Cisternas.

“Ya comenzamos a sentir los impactos, principalmente del hambre. Era raro ver en la calle personas pidiendo comida y ahora ya hay, no tanto como había antes, pero ya hay personas pasando por las casas pidiendo [comida]”, cuenta Uedislaine de Santana, que vive en la comunidad quilombola** de Atoleiro, en Caetés.

El hijo más conocido de Caetés es el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva. En la pequeña ciudad, la población habla de su coterráneo con cariño. Simão Salgado da Silva, director del Sindicato de Trabajadores Rurales de Caetés, cuenta lo que las últimas pesquisas de intención de voto confirman: si las elecciones fueran hoy, Lula sería electo en la primera vuelta.

Recortes en programas sociales

La sequía que castigó y obligó a Dona Lindu, madre de Lula, a salir de Caetés con sus hijos para probar suerte en São Paulo aún afecta a la región. Con una mayoría de la población rural, Caetés fue una de las varias ciudades que sufrió con la falta de lluvia prolongada que asoló la región del Seminario en los últimos siete años. Con su producción perjudicada, los trabajadores rurales se mantienen gracias al amparo de los programas sociales creados especialmente durante el primer gobierno del ex presidente.

El [Programa] Bolsa Familia beneficia a cerca del 46% de la población de Caetés con un valor promedio de US $ 65 (242,34 reales) por familia, de acuerdo con datos divulgados por el gobierno federal. “La mayoría de los agricultores vive del Bolsa Familia, porque tuvimos una sequía prolongada aquí en el Nordeste, sin que podamos ganar de la labranza, y la mayoría de esa población se mantuvo con el Bolsa Familia, que hoy está siendo recortado. Y ya estamos sintiendo la diferencia”, cuenta Simão Salgado.

Otra política pública que transformó la vida de los habitantes de Caetés fue el Programa 1 Millón de Cisternas, creado en 2003, que permitió el consumo de agua a muchos brasileños. El programa, que instaló más de 111 mil cisternas solo en 2014, viene sufriendo con los recortes de las políticas sociales realizados por el gobierno de Michel Temer (MDB). En 2017, por ejemplo, se instalaron apenas 27 mil cisternas.

Una de las brasileñas cuya vida fue transformada por el programa fue Teresinha Ferreira de Oliveira. La agricultora de 61 años es natural de Caetés y cuenta que ahora tiene agua entubada en casa. “Antes era camión cisterna,  una lucha para coger agua en la calle. Las mujeres luchando porque no teníamos agua, pero ahora hay agua”, cuenta la pernambucana, que es otra votante empedernida de Lula.

11 millones vuelven a la pobreza

Brasil salió del Mapa del Hambre en 2014. El levantamiento es elaborado desde 1990 por la Organización de las Naciones Unidas para Agricultura y Alimentación (FAO). Para salir del mapa, el país debe tener menos de 5% de la población ingiriendo menos calorías de lo que se recomienda. La inseguridad alimentaria grave pasó a un nivel bajo, de 3,2%, solo en 2013 y por eso Brasil salió del indeseable mapa.

Sin embargo, el Informe Luz, elaborado por cerca de 20 entidades de la sociedad civil, muestra que hay el serio riesgo de que el país vuelva al mapa del hambre. Esto porque el hambre está intrínsecamente vinculada a la pobreza extrema – que ya afecta a 11,8 millones de brasileños, conforme levantamiento de la organización ActionAid Brasil.

Arte: Fernando Bertolo

*  Es un área fitogeográfica de la Región Nordeste de Brasil de transición entre la zona del bosque atlántico y el sertón, que se extiende por los estados brasileños de Bahia, Pernambuco, Paraíba y Rio Grande do Norte.

** Los quilombos son asentamientos rurales de población mayoritariamente negra, creados inicialmente por esclavos fugados.

 

Edición: Diego Sartorato | Traducción: Pilar Troya