SALUD

Brasil | Supremo Tribunal Federal realiza audiencia sobre despenalización del aborto

La audiencia terminará el lunes (6) y contará con 44 expositores, contra y a favor del tema

Leia em português | Brasil de Fato, en São Paulo

,
Manifestación feminista en São Paulo / Júlia Dolce

Comenzaron este viernes (3) las audiencias públicas en el Supremo Tribunal Federal (STF) que pretenden analizar el tema de la despenalización del aborto hasta la 12ª semana de gestación.

Las audiencias son parte del proceso de juzgamiento de la Argumentación de Incumplimiento de Precepto Fundamental (ADPF) nº 442, ingresada por el Partido Socialismo y Libertad (PSOL) en 2017, que pide la exclusión de los artículos 124 y 126 del Código Penal, referentes al crimen de interrupción del embarazo tanto para las mujeres que abortan como para quienes las ayudan en el proceso.

El momento para el debate es propicio. En el mes de junio, la Cámara de Diputados en la Argentina votó a favor de la despenalización del aborto hasta a 14ª semana de gestación, después de un movimiento que movilizó centenas de miles de argentinas. La votación en el Senado argentino será el próximo miércoles, 8 de agosto. El proceso viene estimulando también el posicionamiento de los candidatos a la presidencia en Brasil.

Según entrevistas publicadas en medios de comunicación y post oficiales en redes sociales, las posiciones de los presidenciables sobre este asunto son:

A favor

Manuela D’Avila (Partido Comunista de Brasil), Guilherme Boulos (Partido Socialismo y Libertad ), Ciro Gomes (Partido Democrático Laborista), Vera Lúcia (Partido Socialista de los Trabajadores Unificado).

Parcialmente

Lula da Silva (Partido de los Trabajadores), “como persona estoy contra, como presidente de la República lo voy a tratar como un asunto de salud pública” y Henrique Meirelles (Movimiento Democrático Brasileño) “es algo que las personas tienen derecho a hacer en situaciones traumáticas como embarazo adolescente”.

En contra

Marina Silva (Red de Sustentabilidad), a favor de un plebiscito, Gerardo Alckmin (Partido de la Socialdemocracia Brasileña), Jair Bolsonaro (Partido Social Liberal), Paulo Rabello (Partido Social Cristiano), João Amoêdo (Partido Nuevo), Álvaro Dias (Podemos), Flávio Rocha (Partido Republicano Brasileño), Levy Fidelix (Partido Renovador Laborista Brasileño).

Las audiencias fueron establecidas por la jueza ponente del proceso, la ministra Rosa Weber. Centenas de personas y organizaciones se inscribieron para exponer en ellas, y 44 fueron escogidas, cada una tendrá 20 minutos para la argumentación de su posición.

Entre los principales nombres que expondrán en defensa del aborto están representantes del Ministerio de Salud, de la Fundación Oswaldo Cruz, de la Defensoría Pública del Estado de São Paulo, de la organización Católicas por el Derecho a Decidir y del Consejo Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Para la presidenta del CNDH, Fabiana Severo, la iniciativa del STF es "muy positiva", pues llevará a un debate profundo sobre el tema, que puede repercutir en la forma como este es tratado en los debates de las elecciones generales de este año.

"La expectativa es que sea haga un debate profundo con la complejidad que el tema requiere. No se trata de una discusión moral, sino jurídica, con datos empíricos. Muchos candidatos no quieren tratar este debate. Algunos lo enfrentan y otros no, para no exponerse. Necesitamos avanzar democráticamente en el debate político brasileño, en el sentido de tratar los temas de forma más transparente, más abierta. El electorado brasileño necesita tener la oportunidad de conocer mejor a los candidatos. Sin embargo, en la temática específica del aborto, ya tuvieron lugar sucesivas elecciones en las que no era posible saber la opinión de los candidatos sobre estas cuestiones específicas porque era un ‘no-asunto’, tamaños melindres para tratar la temática", afirmó.

De acuerdo con Severo, la aprobación de la ADPF por la mayoría de los ministros sería un primer paso para que el aborto sea considerado una cuestión de salud pública en el país. Según la Organización Mundial de Salud (OMS), 97% de los abortos clandestinos en el mundo ocurren en países en desarrollo. En Brasil, todos los años se realizan un millón de abortos clandestinos, y cada dos días una mujer muere víctima de aborto inseguro.

"La ADPF dice respecto, específicamente, a la despenalización hasta la 12ª semana, pero este es el primer paso, porque políticas de salud pública de salud sexual y reproductiva no se hacen porque la conducta está penalizada. Entonces, todo se hace en la clandestinidad, lo que mueve una mafia, sea de medicamentos o médicos. Entonces la despenalización es un paso absolutamente necesario para que esa cuestión entre en la agenda de salud pública del Estado brasileño", afirmó.

Hoy, Brasil permite el aborto en apenas tres situaciones: cuando el embarazo presenta riesgo de muerte materna; en caso de embarazo resultante de violación; y, por fin, cuando el feto es anencefálico. La última vez que el STF realizó una audiencia pública sobre el tema fue en 2011, referente al tema del aborto para casos de fetos anencefálicos. Algunos meses después, la mayoría amplia del pleno decidió despenalizar el aborto en esas situaciones. Entre las personas presentes en la audiencia en la época, estaba la coordinadora de Católicas por el Derecho a Decidir, Maria José Rosado. En entrevista con Brasil de Fato, ella afirmó que está optimista con los resultados de la votación de este tema.

"Mi expectativa es extremadamente positiva. Irlanda ya legalizó este año, y Argentina está en camino de la legalización este año. Lo que tenemos son más países entendiendo que lo que está en juego en esta cuestión es la vida de las mujeres. Entonces, en defensa de la vida de las mujeres, nosotras nos pronunciamos favorablemente a la legalización, para que ellas, en su consciencia, puedan decidir. Como ya lo hacen. Ellas deciden, pero las que deciden interrumpir lo hacen arriesgando sus vidas", afirmó. 

La Investigación Nacional de Aborto (PNA) realizada en 2016 por el Instituto Anis mostró que entre el perfil de las mujeres que abortan, 56% son católicas y 25% protestantes o evangélicas. Además de eso, 67% ya tenía hijos. La misma investigación mostró que el índice de aborto provocado por mujeres negras es 3,5% mayor que el de mujeres blancas. La posibilidad de que las mujeres negras mueran como consecuencia de abortos clandestinos es 2,5 veces mayor. Para María José, los datos ayudan a desmitificar la imagen de las mujeres que abortan en el país. 

"Ninguna mujer aborta livianamente, y sí después de mucho pensar, y muchas veces con sufrimiento. Queremos que esas mujeres puedan, ante la ley, realizar aquello que su consciencia les dice. En el catolicismo existe un precepto muy antiguo que dice que frente a una decisión difícil de tomar, lo que rige la decisión no es la opinión, ni la doctrina, sino la propia consciencia", afirmó.

Según Fabiana Severo, entre los argumentos que el CNDH llevará a la audiencia están las garantías constitucionales de igualdad y libertad. Además de eso, el consejo pretende destacar las obligaciones internacionales asumidas por Brasil en tratados de derechos humanos que reconocen los derechos sexuales y reproductivos de la mujer, inclusive la interrupción voluntaria del embarazo,

"El Consejo Nacional de Derechos Humanos presentó en su memorial cuatro líneas de argumentación, enfocadas en el derecho a la libertad, a la dignidad humana, a la libertad de la elección, a la vida de la mujer. Fundados también en el principio de la no discriminación, en la igualdad de mujeres de todas las clases sociales, en la desproporcionalidad de la tipificación penal de la interrupción del embarazo como forma de prevenir el aborto. La penalización no tiene ningún efecto en la prevención, por lo contrario, acaba evitando que el tema sea tratado en términos de políticas públicas y planificación familiar", destacó.

Mujeres de todas las regiones del país acompañarán el proceso en el STF, participando del Festival Por la Vida de las Mujeres, que ocurre a partir del viernes (3) y finalizará el lunes (6), segundo y último día de las audiencias. La actividad está siendo organizada por cerca de 200 organizaciones feministas y entidades que actúan en defensa de los derechos humanos.

Mire la programación completa de las audiencias.

Edición: Diego Sartorato | Traducción: Pilar Troya