LULA LIBRE

Después de impedir su candidatura, la Justicia intenta impedir que Lula vote

El Partido de los Trabajadores anunció que va a apelar la decisión del Tribunal Regional Electoral de Paraná

Leia em português | Brasil de Fato | São Paulo (SP)

,
El ex presidente Lula ejerciendo su derecho al voto en las elecciones de 2014 / Agencia Brasil

Un juez de segunda instancia del Tribunal Regional Electoral de Paraná (TRE-PR) profirió una decisión que impide al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva votar en las elecciones de octubre. La decisión se trata de una respuesta a un pedido de la defensa de Lula para que se ofrezcan las condiciones para que el ex mandatario pueda ejercer su derecho de ciudadano.

En su sentencia, el juez argumentó cuáles serían los requisitos mínimos para la instalación de una sección electoral en la sede de la Superintendencia de la Policía Federal en Curitiba, donde el ex mandatario está detenido desde abril. Según él, sería necesario un número mínimo de 20 electores aptos para votar en ese presidio. Según el juez de segunda instancia, entre los ocho detenidos que cumplen penas en el mismo local, sólo Lula “manifestó intención de votar”.

El artículo 15 de la Constitución brasileña afirma que pierden sus derechos políticos los presos con “condena ratificada en todas las instancias, mientras duren sus efectos”, que no es el caso del exmandatario Lula, ya que todavía está en apelación su sentencia en las instancias superiores del país. Según el Departamento Penitenciario Nacional, el DEPEN, ligado al Ministerio de Justicia, en 2014 14 mil presos, entre 227 mil aptos para votar, tuvieron acceso a las urnas electrónicas.

En entrevista con la radio Brasil de Fato, el jurista Pedro Serrano informó que el caso de Lula no es el único. “El mundo hoy vive un intento de imposición de un paradigma más autoritario, una nueva forma de autoritarismo. Vivimos un momento en que se producen medidas de excepción en el interior de la democracia. Es un autoritarismo líquido”, afirmó.

Según Serrano, las medidas de excepción se aplican mayoritariamente a través del sistema de justicia y afectan a toda la población carcelaria de Brasil, limitando sus derechos. “Esos procesos vacían el sentido de los derechos humanos y de los derechos fundamentales. Los reos son tratados como enemigos”, criticó.

La presidenta del Partido de los Trabajadores (PT), la senadora por el estado de Paraná, Gleisi Hoffmann, afirmó que los abogados del ex presidente van a apelar al Tribunal Regional Electoral y al Tribunal Superior Electoral para garantizar el derecho de Lula a votar y denunció las violaciones del Poder Judicial a los derechos del ex mandatario.

“Esa es otra violencia contra el presidente Lula. Irrespetan la Constitución. El presidente Lula tiene derecho a votar, además, tiene el derecho de ser votado. Más allá de quitarle al pueblo el derecho de votar por su presidente, le quitan a el su derecho de ejercer el voto en estas elecciones. El lamentable lo que hace la Justicia Electoral en este país”.

Lula está en condición de preso político desde el día 7 de abril y la inscripción de su candidatura fue impedida por el TSE a comienzos de septiembre. El pasado martes (11), el PT anunció que Lula sería reemplazado por el entonces candidato a vicepresidente en la lista electoral, el ex ministro de Educación y ex alcalde de São Paulo, Fernando Haddad, que ahora tendrá como candidata a vicepresidenta a Manuela D’Ávila, del Partido Comunista de Brasil (PCdoB).

Edición: Juca Guimarães | Traducción: Luiza Mançano